Home

Día Mundial del Libro 2019: actividades de lectura en la Biblioteca Alexandrina

worldbookday2019_ss2.jpg

© Bibliotheca Alexandrina
24 April 2019

«En estos tiempos convulsos, los libros reflejan la diversidad del ingenio humano, dando forma a la riqueza de la experiencia humana, expresando la búsqueda de sentido y expresión que todos compartimos y que impulsa a todas las sociedades hacia adelante. Los libros unen a la humanidad en una sola familia, compartiendo un pasado, una historia y un patrimonio, con el fin de forjar un futuro común, donde todas las voces se escuchen en el gran coro de las aspiraciones humanas». — Audrey Azoulay, directora general de la UNESCO

En 1995, la UNESCO designó el 23 de abril como «Día Mundial del Libro», destacando la importancia de esta fecha para la literatura; tanto Miguel de Cervantes como William Shakespeare fallecieron el 23 de abril de 1616. Es un día para recalcar el poder de los libros en la búsqueda de cambios positivos para todos, especialmente para las personas de entornos desfavorecidos.

Incluso hoy en día, los libros no son accesibles para todos, especialmente para aquellos que tienen habilidades de lectura limitadas. Las bibliotecas son motores clave para garantizar que todos tengan acceso a los libros y a las oportunidades de alfabetización y aprendizaje básicas. La Biblioteca Alexandrina de Egipto, por ejemplo, creó recientemente una Sección de Lectura Fácil, que se dirige a estudiantes y graduados de clases de alfabetización y educación de adultos, y a lectores cuya lengua materna no es el árabe, o a personas que tienen dislexia.

Los libros que se encuentran en la Sección de Lectura Fácil están escritos en árabe, en un lenguaje sencillo que puede ser entendido por usuarios con habilidades de lectura muy limitadas o con dificultades para leer. La colección de Lectura Fácil consta de 130 libros, divididos en tres niveles. Los libros para principiantes no contienen más de cuatro líneas por página. Para ayudar con la pronunciación de las palabras, cuentan con diacríticos añadidos manualmente. En el segundo nivel y en el nivel intermedio, las páginas de los libros contienen hasta un 50 por ciento de palabras y también se incluyen diacríticos. El último nivel es para la práctica de la lectura avanzada, y ofrece libros habituales que no tienen más de 100 páginas. Para animar a los graduados de las clases de alfabetización de adultos a utilizar la sección, se les ofrece la posibilidad de ser miembros gratuitos de la biblioteca una vez que hayan recibido un certificado oficial de alfabetización. La biblioteca también ofrece sesiones mensuales de lectura en colaboración con instituciones (gubernamentales y no gubernamentales) que imparten clases de alfabetización de adultos.

Entre los temas de estudio de la Sección de Lectura Fácil figuran la salud, la sensibilización social y civil, el conocimiento general de la historia y el patrimonio de Egipto, información sobre los países y las culturas del mundo e instrucciones prácticas para el desarrollo de las competencias en los ámbitos de la economía doméstica, los proyectos de pequeña escala y la artesanía, el trabajo manual y la informática. «Iniciativas como Lectura Fácil en la Biblioteca Alexandrina» ayudan a que la literatura sea accesible para todos.

Se puede encontrar más información en la página «Lectura Fácil en la Biblioteca Alexandrina» en Facebook.

La Biblioteca Alexandrina es uno de los más de 100 centros de información y bibliotecas que forman la Red de Documentación e Información sobre el Aprendizaje de Adultos (ALADIN por sus siglas en inglés) del Instituto de la UNESCO para el Aprendizaje a lo Largo de Toda la Vida (UIL), y ha recibido el apoyo del mismo durante el proyecto.

 

«En estos tiempos convulsos, los libros reflejan la diversidad del ingenio humano, dando forma a la riqueza de la experiencia humana, expresando la búsqueda de sentido y expresión que todos compartimos y que impulsa a todas las sociedades hacia adelante. Los libros unen a la humanidad en una sola familia, compartiendo un pasado, una historia y un patrimonio, con el fin de forjar un futuro común, donde todas las voces se escuchen en el gran coro de las aspiraciones humanas». — Audrey Azoulay, directora general de la UNESCO

Case studies

Related Document

Related Content